top of page

La ‘Biblioteca Atlántica’ anuncia la edición de ‘Mararía’ en lengua portuguesa

Este proyecto editorial codirigido por José Gómez Soliño y Juan-Manuel García Ramos ya cuenta con 18 títulos de autores y autoras de las islas que, de manera mayoritaria, han desarrollado su actividad intelectual fuera de las islas.




La ‘Biblioteca Atlántica’ sumará a su catálogo la traducción al portugués de ‘Mararía’, una de las obras clave que explica la literatura hecha en Canarias desde mediados del siglo XX hasta nuestros días. La obra del escritor Rafael Arozarena se sumará, así, a un listado de títulos que de manera central se ha dirigido a dar a conocer entre el público canario el trabajo de autoras y autores nacidos en el Archipiélago pero que ejercieron su labor creadora e intelectual fuera. En este caso, explicaron los responsables de esta colección, la idea va en sentido contrario: posibilitar que uno de los grandes íconos de las letras isleñas pueda desbordar las barreras que impone el idioma para alcanzar al público en lengua portuguesa. La mujer más hermosa de Femés podrá acceder a un mercado lingüístico de más de 270 millones de personas, aunque el objetivo prioritario “es llegar al público de esta Macaronesia con la que compartimos tanto”, señala Juan Manuel García Ramos. “Este tipo de trabajos animan a colaborar con los gobiernos de nuestro entorno; se trata de un proyecto cultural que incide en esa necesidad de conocer e investigar las influencias mutuas”. Y Mararía es un verdadero tratado sobre la insularidad.


La Biblioteca Atlántica nació en 2015 con una idea clara de concepto editorial. La idea, que ya ha sacado a la luz un total de 18 títulos y cuenta con varios proyectos en camino (como la propia edición de Mararía en lengua portuguesa), gira en torno a la idea de ‘Comarca Cultural Canaria’. Y uno podría pensar en que esto se circunscribe en el espacio que media entre la Isla de La Graciosa y la Punta de La Restinga. Pero no. Es una idea que trasciende lo puramente geográfico y alude a la producción literaria de creadores isleños que han desarrollado buena parte de su producción fuera de las islas. Y de ahí lo del Atlántico. “Esta colección da a conocer un tipo de literatura canaria elaborada en el exterior que no se había podido dar a conocer hasta el momento”, comenta el profesor de la Universidad de La Laguna. La importancia del proyecto, incide, se pone de manifiesto cuando “en tres legislaturas diferentes y con partidos políticos diferentes la cosa sigue para adelante y se ha respetado el catálogo de obras”, comenta García Ramos.


La idea, comentan sus promotores, nació al albor del trabajo de figuras como José de Anchieta en Brasil, Silvestre de Balboa en Cuba o Luis Melián de Betancurt en Guatemala. “Ellos sentaron algunas de las bases fundadoras de las respectivas literaturas de esos países” iniciando un diálogo de ida y vuelta en el que creadores de las islas en América y americanos en Canarias han creado “un espacio literario unimismado, donde gravitaría una misma memoria mítica y genética; lo que se ha denominado un imaginario atlántico”. Las circunstancias personales y profesionales de esos autores son muy variadas, pero en sus obras se detecta un mismo deslumbramiento por hacer del Atlántico un mar común y cercano –tan solo sea en lo espiritual– y por convertir a Canarias, a la Macaronesia y a América en comarcas vecinas de la imaginación creadora. Se trata, señalan los editores, de una verdadera “Literatura de Frontera”.





La colección es también un hito de colaboración editorial entre las dos universidades públicas de Canarias. Los, hasta el momento, diecisiete títulos de esta biblioteca sobre ‘la Atlanticidad’ ejercida desde el Archipiélago han contado con la participación de eminentes filólogos de la ULL y la ULPGC. Los primeros títulos de la Biblioteca Atlántica cuentan con obras de Antonio López Ortega, Nivaria Tejera, Mercedes Pinto (que cuenta con dos títulos en la colección), Luis Rodríguez Figueroa, Antidio Cabal, Jorge Barbosa, Silvestre de Balboa, Eugenio Suárez-Galbán, Dulce María Loynaz, Bartolomé Cairasco de Figueroa, Eugenio Urbano Bettencourt, Joao Carlos Abreu, Vera Duarte, Pedro da Silveira, José Antonio Rial y Aurelio Pérez Zamora o Josefina Pla. Y nadie mejor que la propia Pla para definir el espíritu de esta línea editorial. Esta autora polifacética (poesía, narrativa, teatro, artista plástica…) que nació con la luz del siglo XX en la Isla de Lobos y que es una práctica desconocida en Canarias. Pero sin embargo Pla fue una intelectual de mucho peso en el Paraguay del siglo XX y se la llegó a conocer como ‘la gran dama de la cultura’. Es hora de conocer a Josefina Pla en Canarias. Tanto como dar a conocer a ‘Mararía’ y el genio de Arozarena fuera de las islas.

bottom of page